Archivos de la categoría Para Niños

Es bueno conocer la neumonía

neumonía niñosLa neumonía es una enfermedad muy frecuente en niños menores de 2 años, pese a que puede aparecer a cualquier edad. En España, alrededor de 200.000 personas la padecen cada año. Detectarla y tratarla a tiempo es importante ya que puede dejar numerosas secuelas, así que hoy en Es bueno te ayudamos a conocerla mejor, ¡presta atención a todas y cada una de las siguientes preguntas y respuestas!

¿Qué es la neumonía?

La neumonía, conocida también como pulmonía, es una inflamación del pulmón derivada generalmente de una infección por organismos que pueden ser microbianos y víricos.

Puede localizarse en un lóbulo o un segmento del pulmón, afectar a la figura o incluso a los dos pulmones.

¿Qué causa la neumonía?

La causa principal en menores de tres años son las infecciones por virus. Las bacterias causan menos pero son más severas. Las más comunes son el Streptococcus, pneumoniae y el Haemophilus influenzae. Otros organismos como llos Micoplasmas afectan más en la edad en la que el niño/a comienza el colegio.

 ¿Cómo se produce?

pulmoníaEstos microorganismos entran en los pulmones por las vías respiratorias, pero a veces también a través de torrente sanguíneo. Una parte de un lóbulo de pulmón, todo un logro o la mayoría de ellos se llenan de líquido y puros que obstaculizan la salida y entrada del aire.

¿Existen factores de riesgo?

Por desgracia sí y bastante variados; asma, diabetes, bronquitis, convalecencias, contaminantes del aire…

¿Cómo se puede reconocer una neumonía?

Escalofríos, fiebre alta, sudoración, tos seca, dolor torácico que aumenta al tirar hitos de, dolor de cabeza, muscular y articular junto a la dificultad para respirar (disnea) son algunos de los síntomas de la neumonía.

¿Qué complicaciones tiene?

La Empiema (pus en la pleura) y el Neumotórax (salida del aire desde el pulmón de la pleura, que al hincharse colapsa el pulmón) son dos de las complicaciones más graves.

¿Cómo se diagnostica?

Se diagnostica mediante un examen físico, radiografía de tórax y análisis de sangre, orina y secreciones respiratorias. En casos graves puede ser necesario un Scanner torácico (TAC) o una Fibrobroncoscopia, entre otras pruebas.

¿Puede evitarse?

La mejor precaución es una higiene adecuada y evitar las infecciones respiratorias, incluyendo mis criados y gripes, los ambientes contaminados o sobrecargados de humo y las temperaturas extremas. También ayuda a prevenirla la lactancia materna.

Cómo prevenir el dolor de oídos de tu niño/a

dolor de oidosEl dolor de oídos es uno de los trastornos más frecuentes en la infancia. Se acerca el verano, y es justo en esta época del año en la que hay que tener especial cuidado, al exponerse tu pequeño/a al agua de playas y piscinas. Y es que las causas del dolor de oídos pueden ser variadas, pero en niños de corta edad suele deberse a lesiones provocadas por cuerpos extraños dentro del oído o infecciones causadas por hongos, catarros…

Cómo prevenir el dolor de oídos

Para que tu niño/a no sufra de este mal, es bueno tomar las siguientes medidas de prevención:

  • Controla el tiempo que pasa en el agua, a la hora de meterse en la piscina o en el mar.
  • Ponle tapones si es propenso a padecer este tipo de infecciones; puedes encontrarlos en farmacias o centros ortopédicos.
  • Vigila los catarros que no se terminen de curar.
  • Impide que permanezca en estancias llenas de humo.
  • No introduzcas bastoncillos en su oído, ni dejes que él o ella lo haga. Si tienes en casa, mantenlos lejos de su alcance ya que no son nada buenos.
  • Evita ruidos o música altos.
  • Incluye en su dieta alimentos ricos en vitamina A y B12.
  • Si siente dolor durante un viaje en avión que realiceis este verano, ten a mano algo para masticar o chupar como puede ser un chicle o un caramelo.

Consejos para que tu bebé tenga una buena alimentación

Hoy en esbueno, unos cuantos consejos para conseguir que tu bebé se alimente adecuadamente, y no adopte malos hábitos.

Jamás uses la comida como premio o castigo
La comida es sólo eso, comida, y no tiene que tener ningún valor emocional que provoque respuestas inadecuadas. Haciéndolo fomentarías que tu pequeño/a se alimente mal.

Tampoco le obligues a comer

A veces comerá mucho y otras, en cambio, no tendrá nada de hambre y evitará acercarse al plato. No le obligues a comer ya que un niño sano come cuando tiene hambre.

Da buen ejemplo
Come bien y tu niño/a se acostumbrará a tus buenos hábitos. Tu hijo/a va a imitar tu comportamiento en cualquier caso, así que te conviene darle un buen ejemplo.

Variedad
Haz que aprenda a escoger tres tipos de alimentos distintos en cada comida.

El desayuno importa
Valora la primera comida del día tanto como merece, y recuerda que si se desayuna bien, será más fácil alimentarse bien el resto del día.

Sé imaginativo
Cultiva la paciencia y también la imaginación, a la hora de dar de comer a tu pequeño. Hazlo en familia, en un ambiente agradable, y tal y como os indicamos en este otro artículo donde tienes más consejos de este tipo, decántate por los alimentos más saludables.

Es bueno saber vestir a tu bebé

esbueno-vestir-bebe

Saber vestir a tu bebé es algo importante, sobre todo, si éste se mueve continuamente (cosa que pasa a menudo). Los trucos que te damos a continuación te vendrán de maravilla:

Ponerle los leotardos
Para ponerle los leotardos a tu bebé, recoge una pemera hasta la punta, mete su pie y desenrolla poco a poco la prenda hasta llegar a su ingle. Cuando termines, repite el procedimiento con la otra pierna y listo. Levanta el culo de tu bebé y sube el leotardo hasta la altura de su pañal.

Ponerle la chaqueta
Tu bebé te ayudará a hacerlo si le das una pelota y la mantiene en su mano mientras metes la manga por su bracito.

Sigue leyendo